jueves, 4 de agosto de 2011

ESTRÉS Y FIBROMIALGIA

El Estrés es una manifestación o reacción física del organismo ante eventos amenazantes que llevan a la persona a desarrollar respuestas de manera natural además de necesarias para su sobrevivencia.

El estrés si se mantiene en el tiempo y fluctúa en  intensidad puede ser agudo, si perdura en el tiempo y conlleva a alteraciones del comportamiento (6 meses) se convierte en crónico.

Cuando es crónico es considerado como un trastorno del comportamiento más no necesariamente ha de ser considerado como una patología de tipo psiquiátrico. Entre las patologías que no necesariamente requieren especialmente la atención psicológica, son las conocidas como neurosis: obsesivo compulsivas, fobias, mitomanía, ludopatía, maníaco- depresiva entre otras.

En conclusión: el estrés es un evento externo a la persona que influye en su comportamiento por ende en el desarrollo de patologías latentes por lo que también influye en el desarrollo de la FM en el caso de que ésta sea una enfermedad latente en la persona. En el caso de que ya esté desarrollada, incrementa la intensidad de sintomatología de la misma.

El dolor agudo, es en sí un factor estresante ocasionado por un estado de ansiedad continúa.

El dolor crónico, es resultado del estrés continuo.
  
Por lo tanto el estrés una sintomatología que acompaña siempre a la persona que padece FM porque la propia patología (FM), provoca estrés.

María Isabel Gómez Castillo

1 comentario:

Ducky dijo...

El estrés es una mala compañía en nuestra vida cotidiana.
Buen artículo, guapa.